Fórmulas mágicas para bajar de peso ¿mito o realidad?

feature photo

“¿No existe una pastilla que pueda tomar para bajar de peso más rápido?”

Esa es quizá una de las preguntas más escuchadas, no sólo dentro de una consulta nutricional, sino también en las conversaciones del día a día; sobre todo entre aquellas personas que están en la constante búsqueda del peso y el cuerpo ideal.

¿La respuesta a esta pregunta? Para decepción de muchos, al parecer, NO existe tal pastilla.

Una publicación reciente ha demostrado que las pastillas, polvos, líquidos y otros productos que encontramos en el mercado no son precisamente el mejor camino para perder esos kilitos de más (tal vez lo único que consigan que perdamos es algo que nadie quiere perder: dinero).

En dicha publicación, la autora Helena Gibson- Moore presenta un resumen de numerosos estudios científicos en los que no se encuentra una diferencia significativa en el peso perdido entre un grupo de pacientes que hacía uso de algún tipo de suplemento para bajar de peso frente a un grupo control.

“Pero a mí me han dicho que este sí funciona”. La verdad es que muy pocos se salvan. El estudio incluyó los suplementos a base de L – carnitina, extracto en polvo de guaraná, extracto de konjac (raíz asiática alta en fibra soluble), poliglucosamina, extracto en polvo de col, pastillas de fibra y extractos de numerosas plantas y hierbas que comúnmente se encuentran en el mercado.

dejemos las pociones mágicas a las brujas de los cuentos y apliquemos un conocimiento tan antiguo como el hombre: llevar una dieta equilibrada y y hacer actividad física

El problema no es solamente que se gastan grandes sumas de dinero en la compra de estos productos, sino que las regulaciones para la venta de productos farmacéuticos y suplementos dietéticos no son tan rigurosas como aquellas establecidas para otro tipo de fármacos, razón por la cual el producto que estamos consumiendo puede no cumplir realmente con lo que se establece en el etiquetado, o, peor aún, puede tener consecuencias irreversibles sobre nuestra salud.

En Estados Unidos, muchas industrias farmacéuticas han sido demandadas por falsa propaganda o por daños causados en la salud de los consumidores.

¿Vale la pena arriesgarse? Sabiendo que no sólo pueden no funcionar sino que podríamos arrepentirnos de haberlas consumido, será mejor dejar las pociones mágicas a las brujas de los cuentos y aplicar un conocimiento que a pesar de ser tan antiguo como el hombre, no recibe igual atención de los medios y las industrias: llevar una dieta adecuada y equilibrada, y acelerar al máximo el metabolismo activando la masa muscular y gastando calorías por medio de la actividad física. Es más saludable, e incluso más divertido.

Fuentes de información
Fessenden, F. “Studies of Dietary Supplements Come Under Growing Scrutiny”. The New York Times Company 2003, June 23, 2003.
Starling, S. “Do weight loss supplements work? No, says researcher”. Nutrition Bulletin. Vol. 35 (4): 300 – 303, 2010
“Over-the-counter weight-loss pills: Do they work?” Publicación de la Clínica Mayo

Hay 1 comentario. »

  1. Que pasa si uno ingiere pastillas, hace ejercicios, y come sano … eso tmb es benficioso … o necesariamente todo tiene que ser a base de ejercicios … ¿? …

Deja un comentario